PIRINEOS HERRAN   por   Montauban de Luchon   15814 visitas  
Distancia: 8,88 km Desnivel: 810 m % Medio: 9,2 % Altitud: 1437 m Coeficiente: 242
 Ver símbolos  cerrar  Ver Foto 
Datos obtenidos y facilitados por Luís Fernando Vallejo
Localización: Habrá que situarse en Montauban de Luchon, localidad colindante con Bagnères de Luchon y a la que se llega tras superar un puente sobre la Pique. Una vez aquí cogeremos un cruce dirección sur (D-27) que indica Saint Mamet. Cien metros más tarde cogeremos otro cruce a la izquierda, junto a un complejo tenístico que nos sitúa en los inicios de nuestro objetivo: la ruta forestal de Herran.

Especificaciones: Carretera rugosa, estrecha, con algo de gravilla, pero en perfecto estado. Existe algún bache, sobre todo al principio, pero hay que calificarlos de insignificantes. Toda la ascensión se desarrolla bajo un tupido bosque, lo que no deja disfrutar a nuestra vista de toda la amplitud del Pirineo. No existe señalización horizontal y el tráfico resulta insignificante.

Fuentes: Ninguna. Habrá que avituallarse en Montauban como último sitio. De hecho existe un cartel muy curioso que así nos lo hace saber: “Imposible proveerse de agua durante toda la ruta”

Descripción: El ansía exploradora que tenemos los cicloturistas nos hizo descubrir esta excelente subida. Curiosamente en la oficina turística de Luchon, califican el paraje como vedado al tráfico rodado y solo practicable en BTT. Seguramente se trata de una estratagema para conservar el bosque. Lo que es cierto es que la Ruta forestal de Herran esta totalmente asfaltada hasta los 1.437m de altitud y por ende practicable en bici de carretera. En BTT podría seguirse kilómetros más arriba hasta el paraje de Poujastou, ya en falso llano. La escalada no presenta concesiones. Una vez allí habrá que hacerse a la idea de someterse a un tremendo esfuerzo durante sus siete kilómetros centrales. Las dos cifras de pendiente siempre nos van a acompañar, junto a una inmensa masa arborea que no parece acabar jamás. La falta de referencias es constante. Solo las curvas de herradura que se suceden con frecuencia, sobre todo en su primera mitad, mitigan la sensación de ahogo que nos transmite la densidad de la vegetación. Parecemos atrapados por la angosta carretera. Técnicamente el 39*25 resulta imprescindible. Y es que a la exigencia de la pendiente, hay que unirle el asfalto rugoso y antiguo que nos dificultará todavía más el ascenso.
La rutina comentada se eterniza, hasta que pasado el séptimo kilómetro, cruzamos un arroyo que nos deja ante un paraje de praderas y en falso llano. No hemos vencido al coloso. Quedan rampas ocultas que nos recuerdan que Herran no está conquistado. Aparece vegetación brotando del asfalto, ¡qué pasada!, y cuando menos lo esperamos, tras una curva de herraduras a izquierdas se acaba nuestra tortura. Pero la satisfacción es enorme. Hemos superado una de las subidas con mayor pendiente media del Pirineo francés: 9.20%. Ahí es nada.

ver más fotos (para desplazarse utilizar las flechas verdes)


Mapa situación:



Los mapas de Francia están obtenidos de viamichelin.com o de Google Maps