VALENCIA SIERRA DE MALACARA - PICO DE LA NEVERA
Siete Aguas
3571
visitas
Altitud: 893 m Distancia: 3,2 km Desnivel: 300 m Pendiente Media: 9,4 % Coeficiente: 135
 

Altigrafía y comentarios enviados por:
M.A.Granero

 

Localización: Carretera CV-338 que parte desde la autovía A3 dirección a Siete Aguas. La altimetría comienza n el puente que precede a la población comienza la altimetría.

Especificaciones: El trayecto se puede dividir en tres partes muy diferenciadas: la 1º desde el puente, cruzando la población de Siete Aguas y hasta el comienzo de la Urbanización Cerro, en donde el asfalto es bueno y carretera ancha; 2º la travesía de la Urbanización, donde a pesar de la amplitud, el asfalto está al principio parcheado y al final muy descarnado; y 3º el último km de acceso a las antenas donde es pista de cemento en buen estado de unos 2 metros de ancho.

Fuentes: Al comienzo de la población, desviándonos a mano izquierda por la Avda. de la Fuente, la encontraremos a pocos metros.

Comentario: Salvando las evidentes distancias con el coloso Austriaco “Kitzbüheler Horn” y con un poco de imaginación, cuando uno ve por primera vez la parte final de la subida desde la distancia, te vienen imágenes a la cabeza del coloso tirolés, pues la similitud orográfica de la montaña, la falta de arbolado, las antenas de la cumbre, y el curveo y dureza de la ascensión, hace que tengan cierto aire.
Cuando vas por la CV-338 dirección a Siete Aguas y coronas un pequeño repecho que te permite ver Siete Aguas, descubres imponente detrás de la misma una montaña que si bien no es muy grande, si parece que tenga una función de “guardaespaldas” de la población que tiene a sus pies. Desde la distancia se aprecia casi en tu totalidad el último duro kilómetro que asciende a las antenas que coronan la Sierra de Malacara, viendo en su parte derecha una recta que impresiona y da miedo, pero ganas de “atacarla”, que da a un zig-zag en la parte alta y final tan atractivo como exigente.
Comenzamos la altimetría en el puente que nos da la bienvenida a la población, que es donde ya empieza a picar la carretera, aunque en la travesía el desnivel no es mucho, nos va a venir bien para ir tonificando las piernas y la musculatura para llegar en buen estado a la parte final. Una vez atravesamos Siete Aguas, nos dirigimos hacia la Urbanización “El Cerro”, donde ya en el curveo de la misma la cosa empieza a superar los dos dígitos, aunque tenemos algún pequeño descanso, pero este es relativo, debido al mal estado del asfalto que hace que tengamos que mantener la atención en ir sorteando los baches y buscar la mejor trazada. Una vez pasado, hemos de continuar hacia arriba y fijarnos bien para encontrar el desvío hacia el tramo de cemento. Una vez en él más nos vale tener buenas piernas, mejor desarrollo y sobre todo mentalidad a prueba de bombas, pues la cosa se empina de forma brutal ya en las primeras curvas, pero llega a su cenit cuando encaramos la recta que veíamos desde la distancia de 300 metros donde no se baja del 20% llegando durante muchos metros a estar al 25%. Hay que retorcerse mucho en este tramo, más aún cuando no se puede zigzaguear debido a la estrechez, pero el buen estado del cemento se agradece. Vemos el final de la recta, pero este parece no llegar nunca y cuando lo conseguimos conviene aprovechar al máximo el breve descanso al 6%, porque si no, la parte final acabará con nosotros, ya que la cosa se vuelve aponer muy seria y el porcentaje vuelve a rondar el 20%, a pesar de que el curveo hace que este tramo sea menos ameno que la recta anterior, pero igual de exigente. Los últimos 50 metros al 20% nos obligan a vaciarnos (si es que aún nos queda algo) para poder llegar a nuestro objetivo, el cual tardaremos varios minutos en disfrutarlo como toca, pues es lo que nos costará recuperarnos.
Conviene también reseñar que la ausencia de arboles durante prácticamente toda la ascensión, hace que los días calurosos la dureza de la misma se incremente ostensiblemente.
El nombre de “Malacara” le viene que ni pintado, pues reflejará fielmente en que estado tendremos la nuestra al coronar.
Nota: si se calculara el coeficiente individualmente solo para del último km, este sería de 103, pero al ser el total, el porcentaje baja y hace que el coeficiente también.
Nota: el coeficiente real es 135 y no 90 como indica el gráfico.

Fotos:


Vista aérea del recorrido.




Aquí empieza el cemento. Lo agradeceremos pues está mejor que el asfalto que te lleva aquí.




Esta primera herradura nos da la bienvenida y nos va indicando como se pondrá la cosa.



A la salida de esta curva tendremos una "pared".



Aquí comienza un calvario de 300 metros al 25%.



La rampa parece no terminar nunca....



Un vistazo atrás para ver lo ascendido y Siete Aguas al fondo.



Una vez finalizamos la "pared", empiezan las herraduras. Una....



Dos......



Tres.... impresiona....



Cuatro... y solo llevamos la mitad....



Cinco... son tan parecidas que parece un "dejavù"...



La última....



Pero aún nos queda este rampón al 21% como despedida.



Una vez arriba miramos con orgullo lo que hemos dejado atrás, que no es poco.



Aquí es donde acaba el cemento y nuestro sufrimiento, y empieza nuestro descanso, disfrute y satisfacción. MERECIDO LO TENEMOS



Altimetrías de Puertos de Montaña
- APM -