ITALIA PILA
Aosta-Charvensod
4541
visitas
Altitud: 1790 m Distancia: 15,7 km Desnivel: 1221 m Pendiente Media: 7,8 % Coeficiente: 315
 

Altigrafía y comentarios enviados por:
V. González

 

Localización: Es la SR18, que une la ciudad de Aosta con la estación de esquí de Pila a través de Charvensod.

Especificaciones: Carretera muy ancha y con asfaltado perfecto. Sombra a tramos. Fuera de la temporada de esquí, tráfico no muy intenso, local y de excursionistas.

Fuentes: Se atraviesan varios núcleos poblados, con abundancia de establecimientos hosteleros. En la estación de esquí, frente al aparcamiento grande y junto al acceso a los baños públicos hay una buena fuente con pilón.

Comentario: Nos encontramos ante una de las subidas más duras del Valle de Aosta, y de un nivel no muy lejano al de colosos como Madeleine, Glandon o el vecino San Carlo. Si bien se trata de una carretera sin salida, hay que mencionar que existe otra vertiente, que arranca de Gressan y discurre paralela a esta que describo, uniéndose a ella a falta de unos 4 km para el final. Para tomar esta vertiente "noreste" entraremos al polígono industrial de Aosta por la carretera nacional, estando atentos a un cruce a la izquierda donde indica "Pila". Cruzamos la Dora Baltea y una vez en la otra orilla tomamos a la derecha por una carretera local que nos conduce a través de Pollein y Felinaz hasta una rotonda, en el lugar llamado Pont Suaz (hasta aquí también desde el centro de Aosta), donde giramos a izquierdas para iniciar la ascensión. Muy pronto la pendiente supera el 9% y empezamos a trazar curvas. Pasamos Charvensod, la pendiente se modera durante aproximadamente 1 km y a continuación afrontamos un tramo muy exigente de 4 km largos con pendiente muy mantenida entre el 9-10%. No hay rampas asfixiantes, pero tampoco un metro de respiro. Una sucesión de curvas de herradura hace más llevadera la ascensión, que ya nos brinda un panorama vertiginoso sobre Aosta y el valle de la Dora Baltea; frente a nosotros se adivina el Gran San Bernardo, y a su derecha domina la mole helada del Grand Combin. A todo esto, la carretera se vuelve más recta al tiempo que pierde inclinación de forma progresiva, incluso con algún tramito llano. Estamos entrando en Peroulaz-Les Fleurs. Tres kilómetros de respiro que "arruinan" una altimetría que de otro modo sería tremenda. Entramos en los últimos 5 km, encontramos el cruce a Gressan y el puerto recupera dureza. Pasamos Acquefredde y la pendiente se incrementa según vamos entrando en la estación, llegando a superar el 10% en el último tramo, que finaliza en un enorme aparcamiento (el asfalto aún continúa algo más, metiéndose entre las urbanizaciones) desde el que gozamos de una fantástica vista del Mont Blanc, el rey de los Alpes.


Altimetrías de Puertos de Montaña
- APM -