GRANADA EL ENCINAREJO
Algarinejo
4031
visitas
Altitud: 912 m Distancia: 8,5 km Desnivel: 340 m Pendiente Media: 4 % Coeficiente: 54
 

Altigrafía y comentarios enviados por:
Miguel Baeza y Martín Cerván

 

Localización: Nos encontramos en el extremo occidental de la provincia de Granada, limítrofes a la de Córdoba. El puerto comienza al pie de la localidad de Algarinejo en la GR-5400, continuando luego por la autonómica A-4154 que conduce hasta Loja.


Especificaciones: Firme en perfecto estado y con señalización vertical y horizontal. Las sombras son escasas hasta los últimos kilómetros en que nos adentramos en un pinar. El tráfico no ha de ser molesto, excepto con toda probabilidad, en la época de recogida de aceitunas.

Fuentes: Hemos observado dos, pero ambas secas. Será preciso abastecerse de agua en algún bar de Algarinejo.

Comentario: En el poniente granadino, enclavada en las faldas del cerro del Calvario, se sitúa la localidad de Algarinejo, ahogada por el prominente mar de olivos que baña las lomas que la rodean por doquier. Procedentes de la comarca de las Sierras Subbéticas cordobesas, nos introducimos en la provincia de Granada por la GR-6400 tomando luego la GR-5400.
Primero en descenso y posteriormente en leve ascenso nos vamos aproximando a este hermoso pueblo de raíces árabes, aunque su origen se remonta, como mínimo, a época ibero-romana. Su nombre procede de la voz árabe Al-Garin (Las Cuevas) en referencia a unas oquedades en la roca que servían para guardar el ganado circunstancialmente. Las labores ganaderas de antaño han desembocado en un presente meramente agrícola dominado por el omnipresente cultivo del olivar.
Precisamente el olivar nos acompañará durante el ascenso al puerto de El Encinarejo que vamos a comenzar a los pies de esta hermosa localidad y cuyo inicio vamos a situar al paso por un arroyo.
El primer kilómetro estará protagonizado por la travesía, un callejeo no exento de buenas rampas y donde deberemos estar atentos a las indicaciones que nos ayudan a atravesar el pueblo buscando la salida hacia Priego de Córdoba y Montefrío.
Tras un par de herraduras a izquierda y derecha llegamos al cruce con la A-4154, cruce que habremos de tomar hacia la derecha ganando un descansillo.
Abandonamos las inmediaciones de Algarinejo en levísimo descenso y llegamos a una zona del puerto muy suave, casi en línea recta, que nos permite contemplar los blancos malecones que adornan la carretera que trepa por la roca.
Llegamos a un puente en vaguada que salva el cauce del arroyo Navavieja y la subida torna a empinarse. Los siguientes cuatro kilómetros ascienden por unas rampas bastante constantes siempre entre el siete y el cinco por cien, a los que se añaden unos mil metros finales más suaves.
La sesanción de introducirnos en carretera de montaña es plena en el momento en que empezamos a trazar curvas y el barranco a nuestra derecha adquiere profundidad.
El pueblo se va hundiendo entre las lomas que lo circundan y en el paisaje conviven el olivar y las elevaciones calizas de la Sierra de la Horconera en la Subbética cordobesa que, con cumbres que sobrepasan los 1.500 m. de altitud, dan una pincelada aún más serrana, si cabe, al puerto.
Buscamos el cruce con la carretera de Montefrío, antes del cual nos toparemos con un nuevo puente en vaguada que salva otro barranquillo. Se trata de un punto del ascenso más abrupto en que la carretera se encarama por una pared de roca y que nos ofrece unas magníficas vistas sobre el valle del río Turca.
Al instante, tras un giro a izquerdas, vemos a nuestra derecha unos quitamiedos metálicos, signo inequívoco de que el cruce de Montefrío no debe andar lejos. Una vez lo alcanzamos giramos a la derecha para continuar el ascenso, dejando la visita a Montefrío para otra ocasión.
Camino de Zagra y de Loja continuamos una ruta en la que paulatinamente el olivo irá cediendo protagonismo a un todavía joven pinar, único momento en que gozaremos de alguna sombra.
Una curva de vaguada a izquierdas nos dejará, por fin, en el falso llano final, pero antes circularemos junto a un mirador en el que bien merece la pena hacer un alto, pues las vistas sobre Algarinejo y la Subbética son espléndidas. Instantes después, tras otra vaguada, coronaremos apaciblemente a poco más de 900 m. de altitud.


Fotos:
Nos aproximamos a Algarinejo:


Alguna rampa en el pueblo se las trae:


Tras abandonar Algarinejo, ganamos un descansillo:


A partir de este arroyo la pendiente se acentúa:


El asfalto está en perfecto estado:


Algarinejo y las cumbres de la Subbética quedan a nuestra derecha:


Alcanzamos una primera vaguada para afrontar los kilómetros finales y más bellos del puerto:


Por momentos la carretera asciende colgada en la roca:


Los quitamiedos en la ladera anuncian la proximidad del cruce:


Giramos a la derecha en dirección a Zagra y Loja:


Tras esta vaguada la pendiente decrece:


Alcanzamos un mirador:


Nueva vaguada y coronamos:


Desde la cima del puerto vemos Algarinejo encajonado entre lomas:


Altimetrías de Puertos de Montaña
- APM -