MURCIA MORRÓN DE ESPUÑA-COLLADO BERMEJO
Totana
30285 visitas
Altitud: 1568 m Distancia: 26,3 km Desnivel: 1330 m Pendiente Media: 5,06 % Coeficiente: 260
VER LEYENDA
COLORES RAMPAS
Morrón de Espuña-Collado Bermejo


Fotos cortesía de ZIKLO
Localización: Partimos de Totana por la RM-502 que nos lleva a Aledo. Ahí enlazaremos con la MU-503 hasta llegar, en el Km 13,7 la carretera forestal hacia el Collado Bermejo y el EVA-13. Y en dicho Collado tomaremos a la izquierda para continuar ascendiendo hasta la cima.
Especificaciones: Buen asfalto y carretera sin tráfico especialmente a partir de Aledo, salvo los fines de semana. Sombras hasta pocos kilómetros antes de la cima.
Fuentes: Desconocidas. Conviene avituallarse en algún bar o en las poblaciones de paso.
Descripción: En Totana, famosa por su tradición alfarera de origen medieval y con influencias árabes, pedalearemos inicialmente de manera relajada en dirección Aledo por la calle Santa Eulalia, ya en clara y suave ascensión. Una vez que abandonamos la población iniciamos unas largas rectas que avanzan a través de "Los Huertos", explotaciones de tierra rodeadas de naranjos y limoneros y cuya fragancia se hace notar. Dejamos a nuestra derecha una gasolinera y pocos metros más adelante la Venta de la Rata y sobre el Km 3,5 la Venta de los Pinos, situada junto a dos enormes pinos preciosos que flanquean la carretera. Enseguida abandonamos esa zona de "los huertos" y entramos en terreno forestal. Las pendientes se hacen un poco más exigentes.
Circulamos sobre el Km 5, siempre acompañados de un asfalto excelente y seguimos ganando altura. Llegamos a una zona de curvas cerradas donde la carretera se encajona en un desfiladero. Es una zona con alguna rampa dura, pero lo frondoso del entorno lo hacen más llevadero. Estamos en el Km 7 y llegamos al Santuario de la Santa, bajo la advocación de Eulalia de Mérida, patrona de Totana. Pasado el santuario y dejando a nuestra izquierda una zona de esparcimiento, recorremos una zona de muchas curvas encaracoladas hasta llegar a un collado, pasado el Km 9, donde se encuentra situada una venta y que nos brinda la mejor vista de Aledo y su castillo. Descendemos hasta esta población y en el cruce continuamos por la derecha en dirección Zarzadilla de Totana. Aquí cambia el asfalto y se hace más rugoso; y, tras superar un pequeño repecho, llegamos al Mesón del Arco (a nuestra izquierda) que toma el nombre del Arco de Totana, una especie de acueducto para conducción de aguas, que está a la derecha un poco escondido. El Mesón es doble B: bueno y barato.
Tras una recta y una ligera bajada al pasar un puentecillo llega una subida de unos 500 m que se hace incómoda y, después de dejar unas casas atrás (caserío de Las Alquerías), llegamos a un cruce. Hay carteles, entre ellos el que dice EVA-13, nombre del destacamento militar situado en el Morrón de Sierra Espuña. Estamos sobre el Km 14 de nuestro recorrido.
Ante nosotros se presentan unas larguísimas rectas de prácticamente falso llano en las que se puede coger un ritmo fácilmente. Nos ayudan para la subida las sombras que nos acompañan casi durante toda la ascensión. El asfalto es botoso debido a las raíces de los pinos que bordean la carretera. Hasta que llegamos a la primera curva a izquierdas son cerca de 2,5 km.
Una vez superadas las rectas llegamos a la zona recreativa de "Las Alquerías" (toma el nombre de la Casa Forestal Alquerías situada al lado, que lo coge a su vez el nombre del caserío que sobrepasamos hace unos 3 km) donde podremos aprovisionarnos de agua. Aquí empieza una zona serpenteante de la carretera. La pendiente aprieta un poco más y hay que regular porque todavía queda mucha subida. Vamos tomando altura y pasamos dos curvas de 180° que son como dos balcones desde los que se divisan muchos kilómetros en dirección sur. Durante todo este recorrido, y en dirección norte, tenemos la presencia del Morrón que hace de testigo de nuestra ascensión.
Llegamos a una zona en la que las piernas empiezan a protestar y la cabeza también porque, si hace un día soleado, estamos en la zona más calurosa de la subida. Aquí hay pocas sombras y cuesta avanzar. De todas maneras ya vamos viendo las antenas del repetidor de telefonía del Collado Bermejo y esto anima. El asfalto también está más fino como contrapartida a la ausencia de árboles y sombra.
Después de la zona calurosa llega una pequeña zona de descanso que viene muy bien y también unas sombras. Ya queda poco, aunque todavía tenemos que superar una sucesión de curvas muy cerradas donde las pendientes crecen hasta un 9-10%, pero la zona es corta y enseguida ceden un poco. Ahora es cuando empieza a darte el fresco en la cara, señal inequívoca de que estamos ya en el Collado Bermejo.
Los 5 km finales hasta la Base Militar de acceso restringido coinciden con la vertiente que parte de Alhama de Murcia, cuya descripción podéis encontrar en la ficha correspondiente.
(texto de José María Cardona)

Mapa situación: